martes, 18 de marzo de 2008

Señales


Hoy me he sorprendido al verte. He estado unos días fuera, ausente, y no me había fijado en ti. Y en un momento, pensando que se acerca tu cumpleaños mis ojos se han dirigido, en un acto reflejo, a ese símbolo mío que te representa. No es la primera carta que te escribo, es la segunda. No se si será la última.

No se mucho, pero las cosas están cambiado. Cuando hablo de ti ya no lloro. Y hoy me he dado cuenta de que la planta, esa que llegó con tu marcha, esa a la que miras con tu mirada valiente, nítida, brava como el mar, se está muriendo. Hasta ahora la había cuidado casi con obsesión, nadie mas que yo podía tocarla. Le limpiaba las hojas con extrema delicadeza, como limpié tus ojos y tus labios al cerrarse. Con ella seguía pegada a ti, seguía viéndote. Y ahora empiezo a descuidarla, y a descuidarte a ti. Será hora de empezar a asumir que te fuiste. Será hora de alegrarme de tu marcha. Lo hiciste bien, con la cabeza bien alta, haciendo bromas hasta el momento de darte la vuelta, y quedarte para siempre dormido. No te reprocho que no me esperaras, estabas muy cansado ya. Ahora lo sé.

Igual que estas hojas, las que te representan, en otro ser vivo. Podría decir que le falta agua, que hace semanas que no la cuido como es debido. Podría decir que le falta sol, que la tengo que mover. Podría decir tantas cosas. Pero en realidad pienso que también está cansada, que ya ha hecho todo lo que tenía que hacer. Me ha dado todo lo que tenía que darme.

Es hora de dejar que se vaya.

Es hora de asumir que tu, ya hace mucho, te fuiste.

15 guiños:

Gemma Delgado dijo...

Asumir la marcha de alguien es duro y difícil, pero a veces no nos queda más remedio, supongo que si es por el bien de uno de los dos, y si quieres a la otra persona, lo acabas asumiendo.

Si crees que esa planta te ha llenado, que ya te ha dado todo lo posible y que la quieres dejar secar, hazlo, pero guarda esas hojas secas en un lugar para recordar lo bonito vivido con esa persona.

Un beso enorme.

P.D. te llamo mañana mi niña! por lo menos quiero escucharte.

Abril dijo...

quizá crea confusión, pero esa persona, se fué hace 4 años y medio, y es mi padre

un beso

Lau dijo...

Hay que asimilar que la vida no es eterna, y que se va... No debes olvidarle, pero sí debes asumir que ya no está....

Besos

Me gustó :-)

Laura

Carome dijo...

Me alegro de la serenidad que demuestras al escribir esto.

Reconocerlo y asumirlo no es ni mucho menos olvidarlo, si no recordarlo como se merece

un beso fuerte

VENUS dijo...

Creo en las señales, y no es por casualidad que tu te llames Abril y yo haya nacido el día de San Jordi. Has tenido a tu planta mientras la necesitabas, y ahora desea dejarte libre. La naturaleza es sabia.
No has de depender de ella para mantener vivos los recuerdos, pues siempre estarán en tu corazón.

Te quiero mucho mi niña, y me alegra que evoluciones como yo lo estoy haciendo gracias a ti.

Un abrazo fuerte a lo Venus.

Diana dijo...

Es muy bonito lo que has escrito. "Cuando hablo de ti ya no lloro" Tengo la misma sensación sobre un duelo que yo he vivido. El momento en el que se empieza a dejar de llorar, aunque a veces vuelven las lágrimas sin querer. Son cosas que siempre llevamos dentro pero es importante ese paso: el dejar que se marche.

Por cierto, gracias por tu comentario en mi blog.

Un beso y hasta pronto!

Gemma dijo...

mi niña! los sentimientos cambian con el tiempo, tal vez nunca te alegres de su marcha, pero sí cuando le recuerdes se dibujará en tu rostro una sonrisa, como te dije guarda esas hojas secas en un lugar para recordar lo bonito y lo dulce vivido con él.

T'estimo guapa!

Inuit dijo...

Muchas gracias por esta entrada ,es deliciosa ,qué preciosidad,cómo a caricia eses adiós liberadorrrrrrr.
Una aurora Boreal.

Nima dijo...

le encantaría leerlo..
Hoy es un día complicado, imagino. Andaré por aquí.
Te quiero.

Abril dijo...

curioso, no recordaba que hoy era el dia del padre, pero para el mío creo que lo era cada día, sobretodo los últimos 3 años

inuit, gracias por lo de "cómo acaricias ese adiós liberador", me ha encantado.

gemma, prefiero no guardar mas símbolos de el, ya tengo mis recuerdos y mi vida con el.

diana, gracias por pasearte en mi camino y dejar huella.

venus, no lo haces gracias a mi, lo hacemos juntas, no lo olvides.

carome, no te vayas de aqui por favor.

lau, nunca olvidaré, eso es imposible. gracias.

abril, veo que sigues caminando, jajajjajaja

Deja vu dijo...

Uiii, complicado...Para mi, ha sido complicado.

Zapatos, para todos!A caminar...

Mua

Àurea dijo...

Qué bonito lo escrito, pero muy triste. Imagino que tiene que ser muy duro...lo principal es asumir i aceptar la realidad, después todo es más llevadero.

Cuántos de nosotros nos podemos identificar con este escrito. Es aplicable a muchas despedidas de amigos, novios, familiares...y no sólo por duelo, aunque a veces cuando alguien se va de nuestras vidas, sea de la manera que sea, nos causa el mismo vacío que el duelo...

Vas por el buen camino, no pares de andar, y si en cualquir momento flaqueas y piensas mirar atrás, echa a correr hacia delante, siempre con la mirada hacia el frente...pero como tu dices, vas caminando con sus recuerdos y tu vida con él.

Molts petonets!

Bigthor dijo...

Ufff me quedé mudo...

Un beso. Cuídate muxo!

Ligeia dijo...

Ánimo. Seguro que estaría muy contento de saber que no lloras, seguro.

Un besazo enorme!

coco dijo...

No quisiera yo ser esa planta. Espero que no sea la de tus pies, querida